Jul 10

Las mafias zulianas desafían nueva medida de seguridad en Lossada y La Cañada

Foto: Leonel Enrique Rubio, de 23 años.-

A pocas horas de que Omar Prieto, gobernador de Zulia, anunciara la creación de un Grupo Antiextorsión y Secuestro para contrarrestar los crímenes y las extorsiones en los municipios La Cañada de Urdaneta y Jesús Enrique Lossada, las mafias desafiaron la medida y asesinaron a otros tres vecinos. Los homicidios suman y acrecientan en julio el número de víctimas reportados en esas localidades. 

A Leonel Enrique Rubio, de 23 años, lo asesinaron el atardecer del lunes en el sector El Curarire. Unas 24 horas después acribillaron a otros dos hombres en Lossada, uno en El Laberinto y a otro en el sector Casa Blanca. En todos los casos se repitió la modalidad, los asesinos llegaron, vaciaron sus armas de fuego y huyeron. 

Prieto señaló a alias el “Chamut” de dominar los crímenes en esa localidad. Lo acusó, además de paramilitar. Y se comprometió a desmantelar su banda. No hizo alusión a ninguna de las víctimas de las organizaciones criminales, solo mencionó que algunos de los integrantes de las bandas habían caído por la guerra entre ellos. En los pocos días transcurridos de julio, las mafias lanzaron granadas, robaron carros, extorsionaron y tirotearon vilmente a una docena de hombres, dos mujeres y a un niño, de 10 años. 

El atentado contra Francisco Díaz, coordinador de los CLAP en Lossada, sería uno de los casos por los que los funcionarios de la Policía Nacional Bolivariana, las Fuerzas de Acciones Especiales (FAES), el Equipo de Respuesta Especial (ERE), el Comando Antiextorsión y Secuestro (CONAS), el Servicio de Investigación Policial del estado Zulia (SIPEZ) y el Cuerpo de Investigaciones, Científicas y Criminalísticas (CICPC) conformarían el nuevo grupo élite en contra de las bandas. 

Díaz aún no se recupera por completo de sus heridas. Permanece en una clínica de Maracaibo luego de que lo tirotearan el 7 de julio cerca de su casa, en el sector Las Cabrias. Aún agonizaba cuando lo encontraron sus parientes, actuaron con diligencia y lograron estabilizarle sus signos vitales. Con él sumarían seis los atentados contra empleados y dirigentes políticos de la Alcaldía lossadeña.

En La Cañada de Urdaneta, los tiroteos han sido más frecuentes y contundentes. Los sicarios no miden las edades ni el sexo de sus víctimas, arremeten sin piedad y no huyen hasta cerciorarse de que estén bien muertos. El fin de semana asesinaron a dos parientes, Yeferson Jesús Soto Nava (10) y Enderson Urdaneta Nava (18); y a un amigo de estos, Julio César Medina Parra, en el sector Sabana Pérdida. Antes de las 24 horas dieron un segundo golpe, acribillaron a las primas Érika del Carmen Meleán (37) y Diana Cordero Pérez (37), en el sector Los Pozos.

Frente a la desatada violencia, Los vecinos se sienten vulnerables y piden mayor protección y celeridad en las investigaciones cuando son víctimas de las organizaciones criminales.

Jessika Ferrer / Corresponsalía Zulia.-

Enlace permanente a este artículo: http://valeranoticias.com.ve/las-mafias-zulianas-desafian-nueva-medida-de-seguridad-en-lossada-y-la-canada/

Deja un comentario